27 julio 2014

Pan integral tipo molde con suero de mantequilla




A eso me he dedicado esta tarde, a probar a hacer pan integral tipo "molde" con semillas y suero de leche, vamos el suero de la mantequilla.
Si no sabéis como hacer mantequilla, aquí tenéis el post.

El suero de nata, leche o mantequilla también se conoce como "buttermilch" que traducido es "leche de mantequilla", y podemos hacer una aproximación mezclando 200ml de leche con el zumo de 1/2 limón, de tal forma que queda una especie de "yogurt" líquido. Otra opción es comprarlo, buscar en zona de natas y mantequillas en grandes hipermercados.




Yo cuando hago mantequilla de algún sabor si no uso el suero lo congelo en un tarro de cristal para usarlo en otro momento y como no me gusta tener cosas congeladas más de 2-3 meses, había que usarlo ya así que, ¿que mejor excusa?

Nunca he probado a hacer pan de este tipo, si del pan clásico tanto con preparados de pan como con la forma tradicional, y es trabajoso pero el resultado siempre merece la pena. La masa de pizza también es algo que merece la pena hacer casero porque no tiene nada que ver con la comprada, nada.

En el caso del pan de molde dudaba, porque debe quedar muy esponjoso y no sabía si quedaría, por ese motivo decidí incorporarle el suero, porque eso sin duda lo asemeja al pan de leche.

Pues el resultado me ha encantado...mmmm...esta tierno y esponjoso, con sabor y una textura suaves y geniales. 


Ingredientes:
200gr harina de fuerza
300gr harina de trigo integral
1cucharada de semillas de amapola
1/2cda de semillas de sésamo blanco tostadas
200ml suero de mantequilla
200ml agua del tiempo
1 cdta De sal
1cdta de azúcar moreno
1 sobre de levadura de panadería


Con kitchen aid/amasadora: Mezclamos el suero, que estará a temperatura ambiente con la levadura y la mitad del agua, también del tiempo,  con las varillas.
Yo añado levadura como para 250-300gr (según indican los paquetes) porque suele ser más que suficiente si dejamos que leve bien. Normalmente las indicaciones de fabricantes tanto en polvo como húmeda suelen ser exageradas y no hace falta añadir tanta cantidad.
Mezclar las harinas y las semillas, la sal y el azúcar, e ir añadiendo poco a poco a la mezcla liquida, removiendo con el gancho a la velocidad 2 (kitchen aid). Si resulta necesario, ir añadiendo el resto del agua que hemos reservado.
Sin amasadora: Se hace de la forma tradicional; volcán con ingredientes secos y se van añadiendo los húmedos en el centro o bien mezclar manualmente en un bol del mismo modo que indico arriba. 

La mezcla debe quedar húmeda y pegajosa, no una masa de pan clasico que podemos amasar con las manos, pues el pan de molde tiene mas miga y es mas húmedo. Tampoco debe quedar tan líquido como un bizcocho clásico, sino que se despegará de los laterales del recipiente limpiamente aunque al tocarlo se pegará a las manos. Según lo estéis haciendo encontrareis la textura correcta.
Hay gente que los hace bastante limpios, no pegajosos, pero a mi me parece que así será más jugoso.

Se deja levar 1 hora, se amasa y se deja levar de nuevo 30 min o 1 hora.

Se añade la mezcla a un molde tipo plumcake que previamente habremos enharinado un poco (sin mas, nada de grasa).



Se mete al horno a 190 grados, que previamente habremos calentado, unos 45 minutos: varía según el horno y el grado de cocción deseado, es sólo orientativo.
Yo prefiero cocerlo poco porque lo tomamos en tostadas y eso lo "cocinara" de nuevo así que quedará mas jugoso de esta forma.

El pan de molde es mas húmedo, es todo miga pero la miga no engorda mas que la cascara (ni hace crecer las tetas ), porque todo el pan está hecho de los mismos ingredientes y su textura no permite una reordenación de ingredientes con el calor. De hecho en teoría la corteza engordará mas porque habrá evaporado más agua debido al calor más directo y será más densa...por si teníais dudas.
Recordad que las harinas integrales conservan mas nutrientes como el hierro que desaparece en la harina blanca, y que el sésamo tostado tiene mucho calcio asimilable.
Añadir otras semillas reducir ligerisimamente la harina total, cabe recordar que a más semillas y harinas distintas más equilibrado sera el pan y más nutrientes distintos aportará en función del momento del día en el que lo tomareis.
Este pan puede ser ideal para el desayuno porque tiene harina blanca, que solo aporta energía y harina integral de trigo, que también tiene un índice glucémico alto. Conjugado con zumo de naranja se asimilará mejor el hierro procedente de vegetales.