05 mayo 2016

Ideas para un huerto en tu terraza




Fuente:Los Peñotes

Ahora que parece que estamos volviendo a valorar lo natural y a querer tener un poco de verde en casa puede ser interesante ir un paso más y cultivar alguna ( o muchas, según el espacio y el tiempo) cosilla para consumo propio.

Fuente:Pinterest
A mí este año no me ha sido posible, pues si queremos plantar semillas la época de semillero para la mayoría de hortalizas a pasado, aunque no descarto hacer una plantación tardía o comprar directamente la planta en maceta, lo que sería el esqueje, que también es algo práctico.

Hay muchas formas de hacer un huerto urbano, bien sea en un pequeño jardín, en terraza o incluso dedicar un rincón de la cocina a ello, y por la red podréis encontrar muchos ejemplos, y otros tantos que quizá no sean lo más adecuado.

Colocar las plantas colgadas en un zapatero de tela o de plástico como el de la imagen de abajo es algo barato, práctico y que ocupa poco espacio, pero hay que elegir un material que deje transpirar las raíces y que permita drenar el exceso de agua.
En este "formato" sólo deberíamos plantar aromáticas, que además se van consumiendo y recortando a menudo, pues no se me ocurre ninguna hortaliza con un crecimiento tan pequeño y recto.

Otra forma muy extendida es la de colocar las plantas en tarros de cristal sujetos por argollas en este caso, o con alambres.
Fuente:Pinterest
Esto queda muy bonito y decorativo, hasta romántico diría yo, pero no se cuanto tiempo pueden durar unas plantas en un recipiente hermético sin que las raíces puedan respirar.



Todos hemos visto siempre que las macetas pueden ser de plástico, cerámica, barro o madera, y que suelen tener varios agujeritos abajo, y esto se hace así por un motivo.

La única forma que veo de usar esto es cubriendo el fondo con graba, como dos dedos, y así alargaremos la vida de la planta, pero existen alternativas más interesantes como las macetas clásicas de barro, las de todalavida que personalmente reconozco que me encantan, tienen un precio estupendo, son de un material responsable y hay de cualquier tamaño.
Además, se puede personalizar con textos o incluso pintar con pintura de pizarra para rotular el nombre.
Fuente:Pinterest



Están también las variantes ya pintadas de colores, que pueden usarse directamente como maceta o incluso como cubremaceta, poniendo en su interior la planta en la maceta de plástico que suele traer de vivero.

Fuente:Pinterest
Ojo que los cubremacetas no suelen traer los agujeros de los que hablamos, lo que por una parte obliga a vigilar que no se encharquen demasiado y por otra permiten dejar agua para la planta en caso de que vayamos a estar varios días fuera.




Fuente:Pinterest
 Hacer tus propios maceteros con tablones de madera o viejos palets también es una opción genial, si bien es cierto que hay que ser manitas.

La opción reciclaje de latas es bonita, relativamente barata (depende de la pintura que usemos) y debe encajar en el entorno,  pero reconozco que es una de mis favoritas.




Fuente: Verdecora


Existen en el mercado además cada vez más productos orientados a este tipo de lugares, como por ejemplo las mesas de cultivo, que son muy cómodas y limpias aunque no queden tan vistosas.

Fuente: Verdecora






Las hay incluso de colores y con ruedas, para poder desplazarlas y es práctico que incluyan debajo una bandeja para dejar los utensilios de cultivo (rastrillo, regadera, pala) y tener todo organizado y limpio, porque cuando algo tiene su sitio está ordenado.




Si no tenemos sitio en la terraza o esta es muy pequeña, me encantan este tipo de recipientes a modo de esquineras, para poner en un rincón de la encimera o de la mesa o incluso en un hueco del salón. Existe una versión mucho más grande, a modo de jardín vertical, perfecto para espacios mayores.

Fuente:Verdecora

Pero si son los niños los que se encargarán del huerto, quizá ninguna de las opciones anteriores sean adecuadas, bien por altura o bien por riesgo de que se puedan romper, además de ser más difíciles de manejar.
Como alternativa existen las bolsas de cultivo de diferentes tamaños, donde incluso se pueden combinar varias plantas.

Fuente:Verdecora

Es un gustazo el olor a hierbabuena o albahaca en la cocina, ¿no os parece?
 Y vosotros, ¿os animáis a cultivar?





*Imágenes tomadas de Pinterest. En mi tablero de jardinería puedes encontrar las imágenes con sus links así como muchas más ideas.